NYFW is here

This is just a taste of the beginning of NYFW SS18.

The closing designer of the first day is none other than Tom Ford.

This man is talented beyond words. His eponymous label has always been trendsetter and wonderful, but this collection has a different sense to it.

You’ll see what I’m saying after you see Gigi Hadid in a draped Barbie-like gorgeous pink-lilac body hugging dress, with the metallic sleeves.

So feminine, so elegant, so chic.

Be ready to love it

Marie Antoinette of today

Rihanna made her second Paris runway with Fenty x Puma yesterday.

Contrary to what has happened over and over, and over again with Kanye, Rihanna has convinced the Puma execs, the critics, and the people that not only she has impecable style and can pull anything off, but that she can convey this fashion-savy feeling to a collection.

The inspiration of SS2017 was Marie Antoinette and her gym wear, had she ever been exposed to those places. And I’m not going to lie, it’s weird, and it points out that there’s very little room for fashion insecurity. If you don’t have what it takes, you will never wear any of Rihanna’s creations.
It has some very nice clothes and undoubtedly, there’s talent there. The outwear lingerie, the high heels with the sneaker shoe laces, the fancy pant suits and the silky palazzos.
Rihanna followed the steps in the NYFW with the pastel palette, with a stronger delivery.
And she also reminded us that she was not a 90’s child, because she keeps on betting on all those horrible 90’s trends, like the huge platform sneakers,  the chokers and the extreme hair.

Having said this, I do believe that, unless she’s going for the Couturier status and most surely athleisure won’t her that appointment, she could aim for something a little more street wearable.

Be sure that you will be seeing a lot of Fenty x Puma in the next Rihanna sightings.

Athleisure at its best

Alexander Wang has been considered the prince of NY fashion.

With his eponymous label and with collaborations, the man leaves a indelible trademark on everything he touches.
Adidas, considering the fact that for the last years athletic gear mixed with casual everyday wear has been on the rise, snatched him for a new capsule, with a twist.

Yesteday, Madonna and her family were wearing the clothes created by Wang at his show in NYFW, and there even was a way to get yours, around New York City. Obviously, it was meant to be seen by all, accesible to a very few, since the caravan would be constantly moving and people had to catch up with it.
The trick that has everyone talking: The threefold and the stripes are upside down.
Adidas has twisted its worldly known logo for Alexander Wang.
And there’s a weird, abstract video that shows pieces of confidentiality documents, and email prints, to tease the launch of the campaign which is far from a surprise since he got the Ciccones to wear it.

Watch it here: Alexander Wang by Adidas

Balmain Nation, indeed 

H&M campaign for Balmain has been released, even though we’ve already been exposed to some of Rousteing’s creations.

As expected, Gigi Hadid, Jourdan Dunn and Kendall Jenner are featured in the “urban” Balmain campaign.

A ton of faux fur and jewel toned clothes can be expected, as well as short and sexy dresses and skirts.

This is a sure bet for H&M, ‘cause this is going to be HUGE.

We are all waiting for November, dear H&M… 

   
    
   

Happy 40th anniversary, Armani

One of the largest Italian fashion empires is celebrating its 40th anniversary. Giorgio Armani has become one of the greatest names in the fashion industry, more for his entrepeneur abilities than for a innovative designer or couturier. His clothes are always minimalistic, simple, elegant and rarely follow the trends. Armani follows his own train of thought, and maybe that’s what has got him several clothing and accessory lines, a furniture and candy lines, and the Armani hotels.

The celebration included a runway, and there will be an exhibition of 600 outfits and 200 accessories at the Armani Silos, at Expomilan. 

 Il Imperatore  is turning 40 with all his friends.

Tante auguri, Giorgio! 

   

Paris Fashion Week

As it turns out, the sole inspiration for this fashion week seems to be the ocean and everything that dwells in it. Case in point Gimbattista Valli, Givenchy and Chanel. Lagerfeld, as ussual nailed it, but as for Valli, man! can things go wrong even after the greatest Haute Couture comeback.

First of all, Giambattista Valli was shooting everywhere, with everything he had. Shiny glossy white, with even shiny-er embroidery and brocade. Tere were tons of minidresses, working the patchwork, that mixed that satin finish, with floral and animal prints, embroidery and silver edges. Obviously, add to this ruffles and feathers and a kind-of-tie-dye splash of color anyou get the crazy outwear that Giambattista proposed. It was just too much. Tha tailoring was good, but honestly the more things you put on clothes, the faster people will be bored by them. Too flashy, too shiny, too big. I can’t believe, honestly, this is the same man that created those fabolous animal print/white flowy gowns.

Ricardo Tischi is a creative, innovative and very talented man. Not only is he the creative director of Givenchy, he did the art for Kanye and Jay-Z’s album Watch the Throne. And sadly, he’s also the one that helped Kanye with his botched clothes line.
But let’s put that aside for a minute, and talk about his “shark and sea weed” themed collection. Of course there were some gigantic shark teeth as accesories and the androgynous touch of the shirts and ties. There were the ruffles seeming like sea weed all over the blouses and jackets. Firmly set on his white-beige and pale pink combo, the skin tight pants were the main event. Animal print was used only to add some flavour to this neutral palette. And then those remaining pieces of fabric, hanging on the edges of the blazers and the vests, why are they doing that???? That doesn’t look cool, everybody is only thinking about ripping those off.
Nice collection, although I would’ve appreciatted a little more color. Then again this was the man who brought back the swan with clothes over sheer fabric.

I don’t know if Yves Saint Laurent himself woud’v been pleased with Stefano Pilati’s new work. It was nice, it had color block  tattoed all over. Fucsia, purple, green, turquoise, really dark blue, gray, black, white, golden and silver embroidery; nice lace and fancy jumpsuits. But that was all, it was plain nice, nothing new, except for the weird shoes, which we’ll be seeing a lot, believe me. The rest was the average perfect YSL tailoring, with a combination with satin and sheer fabric. If I may say so, even a little subdued.

The emotional conflict I have with Versace happens to me with Jean Paul Gaultier. There was I time, when I found his clothes horrifying, maybe way too out there. The crazy corsets, the suits and xecesive colour. It maybe possible that I’ve leared a lot more about fashion and opened up my mind to new things, but I really like what JPG is doing now (and what he’s done for La Perla, that’s also great). This time, Gaultier went for a antique 40’s and 50’s fashion show. Those that took place in the couturier atelier, with a very few privileged observers. The models carried a plaque with a number, so that the public coud choose the clothes they liked best.
Of course, those “fashion shows” had, maybe 20 pieces. Jean Paul decided to show 76, without music and just escriptions of the clothes bot in english and french. That can be somewhat boring… But not the clothes, never the clothes. Even the models were having lots of fun, and you could see that on their faces. Th main line was the tattoo, that could be found on the legs or arms, even on the clothes and shoes. For most models it took a bright sheer net to wear them, for two of them, tattos were part of their everyday life. Gaultier showed those wonderful suits with vertical soft white lines, with pants, adn with shorts. He went all out with the shrtdress trend making it a maxi dress. He used a lot of draping and knotted on the waist dresses, jumpsuits and blouses. He proposed a slim tan belt to go around the wasit twice while the rest hanged on the side. His floral print was a bright in-your-face one. It had the femme fatale influence all over, completed with the hair and make up. As you can image lingerie could not be left out. Corsets, garters, stockings and sheer robes where there to steal the show.

I think filling Valentino Garavani’s shoes must be an out of tis world task. Pier Paolo Picciolini and Maria Grazia Chiuri are doing just the best they can, and after some seasons, they appear to be getting right, finally. This collection was flirty, girlie, full of lace, full of brocade and soft colours. Beautiful short dresses with handmade detailed lace in white, black, pale pink, mint green and nude. They broke some of the illusion while showing some pieces made of leather, and of course there came the Red Valentino lace dresses, and the very soft, legenat flowy ones. There was also some silver embroidery on a couple of cocktail dresses. Not to be missed the hot pink gown, which stucks as simple, but it provides a lot of possibilities.

The pearl as the center muse for Chanel. The runway had that under the sea feeling to it, while the clothes had a little bit of everything, especially when it came to the ruffles and the geometric forms created by one black thin line. Lagerfeld gave the people a whole new face of Chanel, with the golden net as a blouse with little golden pearls attached to it. Black and white combination in flirty short dresses gave away the typical Chanel, as well as the tweed jackets and blouses. But the Kaiser wowed the crowd with pop art prints over dresses, as well as plastified pieces, to go with the sea theme.

 

Para empezar…

Dentro del Palacio de Buckingham, se encuentra en exhibición el vestido con el que se casó Kate Middleton. Si, ese vestido creado por Sarah Burton para Alexander McQueen, el mismo que han visto hasta el cansancio. Deben saber que ha roto los récords de visitas al hogar de la familia real británica. Más de 600,000 personas han ido a ver, con sus propios ojos, en vivo y a todo color, lo que probablemente sólo pudieron haber visto en televisión. El año pasado, el palacio recibió 413,00o turistas, lo que significa que el vestidito atrajo 180,000 visitantes mas.
Es probable que todo esto tenga relación con el nombre del fallecido modisto inglés, Alexander McQueen, pues este mismo año el Met (Metropolitan Museum of Art) recibió a 661, 509 personas para la exhibición de Savage Beauty, muestra de la obra de este diseñador.

Karl Lagerfeld, el Kaiser de la moda, director creativo para Cloé, Chanel y otras marcas; fotógrafo de moda reconocido y diseñador de botellas de Coca Cola Light, lanzó ya su línea de cristalería. Yo no tenía ni idea de que esto estaba sucediendo, pero así fue. En colaboración con Orrefors, Lagerfeld creó una serie de 16 piezas de cristal suizo soplado a mano. No sé cuál sea el precio de salida de esto, pero me puedo imaginar que muy caro.

Paris Fashion Week

He hecho una compilación de los primeros 2 días, y es que resulta que Dior desfiló hoy, creo que como a las 12 de la noche o algo.

 

Ustedes han escuchado hablar de Niccola Formichetti. El súper amigo diseñador de Lady Gaga. Este muchachito tiene la titánica tarea de dar vida a la marca Mugler, originada por Thierry Mugler, el cual fue un diseñador fantástico y un poco loco, que decidió retirarse y convertirse en su propia obra de arte, no es broma.
Ahora, Formichetti tiene ideas un poco extrañas, cosa que le va bien a la casa Mugler, pero no puede alejarse de los pocos elementos esenciales de ésta. Cosa que al parecer le importó poco en esta nueva colección. Tiene un toque futurista, llena de cortes muy irregulares en todas las piezas, con aberturas muy provocativas en los sitios adecuados. Con todo no acaba de cuajar el concepto, particularmente con el uso de un color “tan” que es como entre beige, nude y amarillo opaco. Lo completó con un azul pálido, blanco y pedazos de tela sparkling, que parecían como baños de diamantina. Alunas prendas etsán muy bien logradas y gustan mucho, pero otras “barely there” realmente son puro capricho del diseñador. En los vestidos utiliza el plisado de tul y hace un hint a los corsets de Jean Paul Gaultier.

Christophe Decarnin, aparentemente, un día se levantó y ya no quiso seguir trabajando para Balmain. Y le dejó todo a su ayudante Olivier Rousteing, un niño de 25 años. Que fortuna que le haya aprendido tan bien. Utilizando las cuentas y estoperoles dorados, da el toque que ha caracterizado a la casa desde hace algunas temporadas. Deja de lado la tendencia militar que tan bien les había salido, para entrar en un western lleno de flecos, hebillas grandes, mezclilla, pantalones pitillo y cuero. Aún así, no es lo mismo, pues para estos trajes uso el boyfriend cut, lo cual le da otra apariencia a los pantalones. También se decantó por vestidos de coctel, muy cortos acentuando las hombreras y con brocados muy intrincados y barrocos.

Hussein Chayalan es un modisto fantástico. Siempre muestra piezas muy elegantes y sencillas, acompañadas por toques diferenciadores. En este caso, los estampados de peces y flores, sin que fueran muy vistosos. La línea principal de la colección fue el blanco, aunque hubo toques de humo, coral, amarillo pastel y negro. La tela era claramente ligera, la indicaa para primavera-verano, con vestidos cómodos y trajes con pantalones igualmente vaporosos y suaves. La única parte incomprensible, fueron esos cortes rectangulares, como una simulación de cuadro. Es decir, un trozo de tela con un espacio rectangular al frente, cubriendo otra. Afortunadamente, sólo se trató de un par de looks y rápidamente salió de esa “abstracción”

Sencillo, elgante, sheer y retro pueden ser las palabras que describan el trabajo de Alber Elbaz para la nueva colección de Lanvin. El siempre tímido Elbaz mostró algunas reminiscencias de sus colecciones pasadas, con telas vaporosas ajustadas a la cintura, pero esta vez, sobre un body con culotte y tela sheer. Tampoco se apartó mucho de su paleta de color básica: negro, gris, nude, tan y blanco, con agregados brillantes de amarillo, turquesa, baby blue, verde oliva y fucsia suave. Estos se dejaron ver en vestido de cóctel con nudos, en estilo muy griego. La otra sorpresa fue el increíble estampado de víbora. No, no snake o piton print, sino los cuerpos y cabezas de las viboras, dibujadas sobre las telas. Y claro, los accesorios de aves con las alas extendidas, o las grandes cruces colgando hasta el abdomen.

Nina Ricci es siempre muy femenina, exuda sensualidad y coquetería. Es una marca “rosita”, para mi gusto. Y creo que mucha gente pensaba igual, peor dejarán de hacerlo cuando vean la propuesta de Peter Copping. Esta vez, se van por todo con la sensualidad, el coqueteo y algo un poco más maduro, sin dejar de lado lo dulce y girlie. Y es que la principal idea de esta colección es el uso de lingerie exterior. Ya sea abiertamente o cubierta con boleros, disimulada con tela see through o como un “top”, la ropa interior se convierte en exterior, nuevamente. Copping utiliza muy bien un raso satinado en azul marino, para contrastar con el blanco inmaculado, con ligeros toquecitos de baby pink y blue y 2 vestidos en rojo intenso. La presencia de estampado floral y encaje también es muy ligera, pero es notoria. Practicamente, la colección está formada por mini dresses. Y creo que debió haber insistido más en la aplicación y brocado de bisutería brillante, como se puede ver en el cuello de uno de los pequeños vestidos.

Recuerdan a Madonna, en el festival de cine de Venecia utilizando el vestido columna en lila, con mariposas bordadas en rojo? Bueno, es claro que esa es la temática de esta casa de Moda. Las mariposas se eontraban en el fondo donde se tomaron las fotos de la colección y en muchas de las piezas. Evidentemente, las mariposas deben ir acompañadas de flores, por lo que ese estampado también se encuentra en esta oda primaveral creada por Roberto Paglialunga. Hay algunas piezas con una clara influencia de los años 20 y 30, pero en general los rasgos distintivos, como un oversized shirtdress o l uso de bermudas a medio muslo, son tendencias de reciente aparición. Ah, no dejen de ver los vestidos que incluyen estrellas.

Yo no se porqué Sidney Toledano y Bernard Arnault se han llevado tantísimo tiempo en elegir al sucesor de Galliano. Es una tarea compleja, no lo dudo. Pero las últimas colecciones de la casa han sido de terror. La de Alta Costura se merece un primer lugar en la casita de los horrores, mientras que la de Primavera Verano, de esta ocasión es totalmente insípida. Bill Gayten cree que absorbió muy bien lo que Galliano trataba de expresar mediante la ropa y estoy segurpo que ahora que el modito vio la colección se cayó al suelo de la risa. Gaytten optó por lo seguro, evadiendo por completo los músculo de la marca francesa. Ni la presencia de Miranda Kerr en al pasarela salvó la colección del aburrimiento total. Con la influencia típica de los años 40 y 50 de Dior, se utilizaron gasas, tules, capadas de olanes, algo de blanco y negro, u poco de estampado floral, muchos elementos clásicos y casi conservadores, como escotes lineales con hombros descubiertos o asimétricos descansando sobre un hombro. No fue una colección mala per se. Simplemente, no tenía ni un poco de la esencia Dior.

Para empezar…

Vamos a tener un cierre de año lleno de noticias impactantes de moda, y esto es sólo el inicio.

Isaac Mizrahi ha decidido vender su marca a Xcel Brands, por 31.5 millones de dólares, además, en el contrato se establece que este grupo le pagará a Mizrahi  otros 32.7 millones en un periodo de 4 años. El modisto tendrá acceso a un mínimo de pago de regalías, lo que se traduciría en casi 10 millones de dólares al año. Al parecer, la línea de alta gama no es parte del trato, por l uqe desaparecerá lentamente dle mercado.

Sidney Toledano, CEO de Dior, declaró en una entrevista que, a pesar del escándalo de Galliano, la marca no ha sufrido en ventas y que en algunas semanas, se nombrará al nuevo director creativo de la icónica marca francesa.

Recordarán, claro, a Gianni Versace. El fundador de la casa que lleva su apellido, ahora bajo la batuta de su hermana Donatella. Ambos tienen un hermano del que se sabe muy poco, llamado Santo.  Santo Versace siempre se dedicó a administrar la casa Versace, desde su instauración hasta este momento. También se ha encargado de llevar la influencia de ésta a escuelas como el Istituto di Design, hasta el gobierno italiano. Hasta hace algunos días, el tercero de los Versace, formaba parte del partido político, Personas por la Libertad, el cual apoya a Silvio Berlusconi. Santo representa al estado de Calabria en la asamblea, y aunque deje de formar parte de dicha oganización no anulará su estaño como representante. Al parecer, el hermano del fallecio modisto, está harto de los excesos y malos manejos del premier Berlusconi, pues apesar del mal estado de la economía italiana, el partido en el poder ha hecho muy poco por ayudar al país. Incluso, Santo y muchos de los representantes siciliano votaron por remover al ministro de agricultura, que e encuentra actualmente bajo investigación por supuetsos nexos con la Mafia. El partido de la libertad, anuló la moción por sólo ua docena de votos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

No olvidemos también que recientemente, Anne Wintour declaró que Silvio Berlusconi era una persona desagradable y vergonzosa. Guess that the fashion royalty is not pleased with the man.

 

Y hablando de The Man, Ya hay imágenes de las invitaciones para el desfile de la nueva línea Ready to Wear de Kanye West, quien se presentará mañana en el Paris Fashion Week. Se rumora que Beyoncé, Jay Z y hasta Prince, podrían estar en las primeras filas.

Milan Fashion Week

Tendrán que disculparme, esta entrada será larga y llena de imágenes. La semana de la moda en Milán ha terminado y hasta ahora, pude ver los desfiles faltantes. Tengo que hacerlo así, pues ya iniciaron en París, y tampoco nos podemos perder un sólo momento de esa. So, here it is.

Cuando vi el horroroso traje con el que Gwyneth Paltrow decidió arruinar la presentación de Pucci, pensé que sería una colección para el almanaque del HORROR. Es que se le veía fatal y al parecer, muy pocos lo notaban. Le quedaba excesivamente ajustado y en la parte que mostraba el abdomen se le hacían lonjitas y bultos, por no decir que la parte superior tampoco la beneficiaba. En realidad, el vestido es muy bonito. El encaje negro sobre la tela sheer, es de una hechura magnífica. En la imagen podremos ver la prueba de cómo debía haberse visto ese vestido, y es que las colecciones de Emilio Pucci tienen su toque de locura, pero también unas piezas que hacen que todo valga la pena. En esta ocasión, Peter Dundas se decantó por una influencia claramente gitana, de faldas hasta los pies, con estampados florales y étnicos, en sedas y gasas muy suaves y transparentes. Los top generalmente estan rematados con grandes chunks de encaje negro, color que se combina bien con lo brillantes rojos, amarillos y verde oliva. Con la aparición de los minidresses, llegó el dorado y las lentejuelas que formaban calaveras sobre el pecho. Aquí está la parte de la locura, ¿por qué habría de haber una calavera tipo maya sobre el pecho de un vetsido corto dorado? Beats me, pero así son los diseñadores. Hay piezas muy rescatables y que lucirán muy bonitas al traducirlas para el uso cotidiano, pero me mantendría alejada de las combinaciones falda-top que se mantienen unidas y muestran una parte del abdomen, ya sabemos cuál puede ser el resultado.

Hay algo siempre maravilloso en las colecciones de Armani. El hombre sabe que puede experimentar, pero no le gusta exagerar, pues conoce muy bien a su público. En esta ocasión, para Emporio Armani, el modisto presentó una visión futurística tipo Solaris meets Odisea 2001 al espacio, donde las líneas son muy sencillas y los cortes muy limpios. Hay claros elementos tomados del antiguo trabajo de Pierre Cardin, con blusas rematadas en grandes círculos, como anillos alrededor de planetas. Con una combinación blanco y negro que fue el hilo conductor de la colección, se creaban líneas fomando figuras geométricas sobre la misma tela o en los extremos de las prendas, patricularmente sacos y faldas. Armani utilizó también un ligero estampado tipo humo, sobre los vestidos de cóctel, sobre tonalidades pálidas, como verde y azul. Sin alejarse de su propuesta también agregó chaquetas con lentejuelas y un poco de estampado floral.

Massimiliano Giornetti tiene la tarea de continuar con la marca de Salvatore Ferragamo. No es una tarea fácil, pero lo está logrando. Para la primevera, el modito propone una combinación floral tropical, llena de colores muy brillantes. Jumpsuits y maxidresses halter que parecen recortados de una jungla psicodélica, que se combinan a la vez, con leopard print. A esto se opone el color block, en sólidos pero brillantes naranjas, rojos, rosas y hasta turquesa. Para los trajes más formales apostó por grupos de líneas diagonales que forman rombos, así como elegantes vestidos de lamé dorado, con cortes al bies que les dan mejor caida y mayor movimiento. Yo padsaría totalmente de los trajes con tela plastificada, en ese azul marino, porque me parece terrible, pero eso de acompañar los vestidos con blazers, es una gran idea para vetsimentas casuales.

Donatella Versace y Christopher Kane llevaron la moda a las canchas del basket. Y no de forma figurada, la pasarela de Versus se llevó a cabo sobre una duela señalizada en tonos pastel, iguales a los tonos de las prendas que mostraron. La colección se formó de jugadores de basketball y porristas. En pálidos lilas, azules, verdes y amarillos se descubrió un fuerte dejo de ropa deportiva, dirigida a j´pvenes, con vestidos muy cortos, pero no tan ajustados, y chaquetas con el corte asimétrico y elzipper en un extremo. Por el lado de las porristas, la sensualidad no fue pasada por alto, al combinar esos colores con telas sheer, que no dejaban mucho a la imaginación. En muchas de las prendas, Donatella optó por líneas verticales difuminadas (digamos, con distorsión) que favorecen más. Pero esta es una colección es claramente para un target mucho más joven que gusta de prendas más cómodas, sin sacrificar el coqueteo.

Estampado de leopardo, brocados extravagantes y casi churriguerescos, e intenso uso del dorado… No puede ser otro que el mismísimo Cavalli. Roberto está celebrando 40 años como modisto y no quiso dejarlo pasar. La colección de su primera línea es tan extravagante como cada una de las anteriores, pero con un trabajo y una dedicación particulares. El brocado sobre vestidos cortos, chaquetas y faldas, ya sea en dorado o negro es de llamar la atención, así como el uso de escotes, con líneas cruzadas sobre el pecho, combinando un tipo halter, con cuellos redondos, y hombreras tipo militar. No falló a sus elementos naturales, como el estampado de leopardo, pero con mucho menos protagonismo,  lo que permitió que le encaje y otros detalles relucieran. Cavalli está utilizando las líneas verticales en piel o plastificadas, sobre telas sheer, para las faldas, combinando colores brillantes,c omo verde, azul, morado, rosa y amarillo y hasta estampado de piel de víbora en un muy ajustado pantalón. De faldas muy muy cortas, saltó a las que rozan el suelo, muy transparentes, pero con un plisado fantástico, al igual que los estampados. También ha optado por el uso de pantalones tipo tuxedo, con franjas laterales que corren a lo largo del pantalón. Finalizó con algunos vetsidos en columna, acompañados por sacos o chalecos muy largos que no le agregaban nada al vestido y si obstruían los detalles. Los brocados en encaje negro y dorado, sobre tela sheer todavía dejan un poco que desear.

Rosella Jardini está dispuesta a trabajar, mientras se divierta. No creo que lo haya dicho, pero por sus colecciones, ese seguro es su motto. Para Moschino Cheap & Chic, utilizó la inspiración más obvia de la primavera, jardín, frutas, sol y todo lo ambientó en un mercado. es decir, pasarela con huacales llenos de frutas. El vestido inical era una fresa, con puntitos negros y todo. El resto eran un poco menos in-your-face: las manzanas, las uvas, pequeñas fresas sobre un vetsido de olas en capas, se combinaban con el uso de encaje, peuqeños olanes en los remates de las faldas, knitted patchwork, un minivestido con franjas de colores simulando un arcoiris y otros dos, con brochazos que parecían emular el mar o el cielo y un girasol. Creo que, al igual que Versus, esta es una marca dirigida a jóvenes, aunque el vestido largo blanco, con pequeñas flores doradas bordadas en el torso, puede ser una visión de alfombra roja.

O ya no estoy entendiendo a lo Missoni, o ya están empezando a aburrir. Entiendo que el estampado lineal y el geométrico es el músculo de su marca, pero colocar capas y capas de eso, combinándolo con tela semitransparente, entre olanes, flecos, y lo que parece ser medio tapete, ya me parece una exageración. Las faldas largas, tipo flamenco, con olanes en los bordes, no deberían ir JAMÁS acompañadas por pantalones. Ese combo tela pesada+telasemitransparente, me parece terrible, carece de sentido absolutamente. Hay lagunos vestidos rescatables, que son divertdos y frescos, al igualq ue los maravillosos trajes de baño retro que tienen en esta colección, pero el estampado de cebra, aderezado con colores como rosa, verde, naranja y amarillo, además de los olanes en un tono oscuro, como azul marino o café, es exageradísimo y se ve espantoso. Creí que ya todos estábamos de acuerdo con olvidar para siempre el uso de vestidos y faldas con pantalones abajo o, con otra falda abajo… Ah, claaroo, y no olvidemos el pantalón y blusa, acompañado por un extra tocuh de camuflaje militar…

La segunda línea de Roberto Cavalli es mucho más juvenil, basta ver el acento amerindio o del viejo oeste que agregó  a esta última colección. Nuevamente, in dejar de lado su clásico estampado de leopardo, especialemnte bien logrado en un maravilloso maxidress, de falda amplia por la parte de atrás, dejando descubiertas las piernas la frente. En su mayoría, la colección Just cavalli etsuvo conformada por suaves blusas de chiffon, adornadas con algunos estampados y ajustadísimos pantalones tipo capri, así como la introducción de faux piel de serpiente que llegó hasta los vestidos largos. Cavalli utilizó también las chaquetas cortas tipo boleto con lentejuela y aplicaciones brillantes en color turquesa. Hubo un par de mini vestidos con estampado floral, así como el uso de short shorts, con la smismas blusas de chiffon, para darle un toque de sofisticación. El toque diferente fue un minivestido de gamuza, rematado con plumas en el cuello y en el extremo final, del corte triangular del mismo.

Armani es el maestro para dar vida a conceptos completamente abstractos, como el brillo de la madre perla en prenda. Por lo visto, eso se traduce en el uso de satén, gasa  de seda y chiffon. Y aunque no lo crean, si da esa sensación de liquidez, de movimiento, y de mucha luz, sólo basta ver una de las faldas lápiz, con corte al bies, o los vestidos strapless con escote de media luna.
Es también evidente que el modisto continua utilizando su inspiración asiática, pues sigue utilizando los cinturones tipo kimono, las siluetas estilizadas, pero siempre limpias, así como el pequeño corte en los pantalones a la altura de la pantorrilla. Otros detalles como los broches de los abrigos y gabardinas son también el dejo de esta influencia. Los colores son muy neutros, azul cobalto, negro, blanco, crema, con toques de verde, rosa pálido y plata, acompañados, en contadas ocasiones por pequeños detalles con olanes y plisados. Digamos que retoma un poco de los elementos de su colección de alta costura inspirada en la luna. Lo que si tengo que reclamar es que Armani también esté entrando en el horrible pasaje de pantalones bajo el vestido. Hay que dejar esa tendencia para siempre en el pasado, es triste y fea.

Debo admitir que no estoy muy versada en caunto Gianfranco Ferré respecta. Se que la marca quedó bajo la batuta de 2 diseñadores jóvenes que no pudieron adaptar bien lo esencial de la marca con su sello personal, po lo que recientemente fueron sustituidos por Stefano Citron y Federico Piaggi. Y lo que vi, no me pareció malo, pero tampoco sorprendente. Estos diseñadores etsán apostando fuertemente por líneas muy rectangulares, y la asimetría. Vestidos y trajes con sólo una manga. Cortes y aberturas en sitios estratégicos, utilizando como base el blanco y destellos de color como beige, morado y hot pink. En más de una de las piezas utilizan como ese “extra de tela” para cubrir parte del frente o para utilizarlo como mascada, o capa. Lo único inamobible fue el cinturón con nudo, que permitía que parte de éste, colgara.
Al final, también optaron por la “sorpresa”, con tres vetsidos, dos cortos, formados por plumas. Nunca les vino a la cabeza pensar que no tenína NADA q ver con lo anterior, así que pretty much, pointless.

Ahora, Domenico Dolce y Stefano Gabbana realmente se lucieron. Probablemente tiene que ver con el cierre de su segunda línea, o sólo porque les gusta hacer muchos trajes para la pasarela, pero en esta ocasión vimos de todo. Especialemnte, muchos elementos italianos de la costa. Lo prinicpal fueorn los vetsidos cortos llenos de estampados, que iban desde las flores normales a las verduras, y cuando digo verduras, lo digo literalmente. Una profusión de pomodori, cipolle, melanzane e un po’ di peperoncini. Todos en sus colores originales, adornaban con sus figuras lindos lienzos blancos, con estilo retro, muy primaveral. Estos fueron acompañados de los trajes de baño igualmente retro. Paso seguido, llego el encaje, lleno de flores bordadas, incluso hasta una gabardina de plástico transparente contaba con el delicado encaje beige.como un pequeño break, pudimos ver un par de prendas con aplicaciones de bisutería brillante, para finalizar ocn una serie de vestidos y trajes con culotte, negros, con diversas texturas, mucho encaje y aplicaciones de lentejuela.

Anteriores Entradas antiguas

En el pasado…

What’s all about